Qué pienso sobre... Relaciones Viajar

Mujeres en el extranjero que dan penita

By on 17 agosto, 2014

Mientras escribía el anterior post titulado “Mujeres que viajan solas”, había empezado a germinar una idea en mí sobre la que me gustaría escribir, que está relacionada con el tema de la soledad de los individuos en general pero sobre todo con la de las mujeres. Cuando comencé a escribir en este blog no tenía intención alguna de hablar de temas privados, pero creo que obviar el asunto de la soltería o la soledad cuando estás en un país lejano al que llegas sin conocer a nadie es un poco tonto, ya que es algo que para muchos puede ser un problema pero no se suele hablar de ello en este tipo de blogs –o al menos yo no he leído nada sobre esto.

El anterior post bien podría haberse llamado “Mujeres que viajan solas… por la vida”. Yo tengo 29 años y no tengo novio. De hecho, desde que empecé a interesarme por tener pareja he conocido a muy pocos chicos que me hayan gustado de verdad. De todas formas, viviendo en Shanghai, una ciudad donde hay tantísimas cosas que hacer y tantísima gente por conocer, una soltera como yo sigue viviendo las decepciones amorosas como fracasos, pero tiene la suerte de estar tan ocupada conociendo al siguiente maromo o haciendo planes de viajes o de salir por ahí que no le da demasiado tiempo para sufrir.

El problema viene cuando la susodicha soltera vuelve al hogar. Todo el mundo que te conoce se alegra de que tengas trabajo de lo tuyo, de que seas independiente, de que viajes, de que estés viviendo una experiencia tan interesante, pero… cómo, ¿qué la niña no tiene novio? ¿A estas alturas? ¡Eso tiene que ser que no pone de su parte! Madre mía, ¡que mi hija se va a quedar soltera, qué horror, se le va a pasar el arroz! Lo gracioso es que nadie lo dice abiertamente, pero no hace falta, las pequeñas insinuaciones les delatan, igual que cuando una buena amiga a la que le has contado que te incomoda que tu familia se preocupe porque estás soltera, te dice con toda su buena fe del mundo como para consolarte “¡Yo te veo muy bien!” La cuestión es que yo ya sé que estoy bien y no cambiaría mi vida de desparejada por la de ninguno de mis conocidos emparejados porque creo que lo que me pasa a mí es más interesante y divertido –¡toma ya!-, pero entonces ¿por qué la gente se preocupa tanto por mí?

Yo creo que los “solteros crónicos”, o más bien las “solteras crónicas”, no nos engañemos, damos penita a cierta edad y hablar de estas cosas es un poco tabú. Parece que no sean suficientes todas las experiencias que estamos viviendo ni los logros que hemos conseguido, porque si no estás emparejada tu familia se preocupa de que no vayas a tener a nadie que te cuide, sobre todo a ti que estás en la otra punta del mundo tan solita y desamparada. Como dice Marina en su genial blog psicosupervivencia.com: Estar mucho tiempo sin pareja te quita una fuente importante de validación social. Una de las sensaciones más angustiosas de esta época para mí ha sido concluir que estaba tarada, y que algo debía de ir mal en mí para estar sola. Esa es la mayor dificultad que encuentro yo ahora, no tanto el hecho de vivir sin novio. Estando desparejada parece que soy como un calcetín solitario con el que nadie sabe muy bien qué hacer. Acudo a ver a mis amigas de toda la vida y las dos van con sus hombres, así que me callo cualquier intimidad que les hubiera contado si estuviéramos a solas porque por muy bien que me caigan sus señores –y así es, son super majos- ¡no tengo tanta confianza con ellos! No puedes evitar pensar si no serás tú la rara, ¡que tienes la mala suerte de ir a eventos sociales sin acompañamiento!

En cuanto a lo de provocar pena o preocupación en los demás, si somos realistas es verdad que un novio estaría mucho más pendiente de mí que todos los amigos que tengo en Shanghai, a los que tengo muchísimo cariño. Los amigos no pueden darte lo que una pareja, obvio. Pero ¿tanta necesidad tenemos de que una pareja nos cuide? Otra cosa que me da como risa es que el motivo principal por el que me gustaría tener un maromo propio no es porque quiera que alguien me cuide -aunque está muy bien tener el cariño de tu pareja y esa estabilidad te da mucha tranquilidad. Yo lo que echo de menos son las mariposas en el estómago y el romanticismo, soy así de cursi.

La verdad es que estemos como estemos, creo que si hay cosas que están fuera de nuestro alcance es una tontería darse cabezazos contra la pared cuando no nos parece bien algo que ni siquiera podemos cambiar. Una querida amiga dice que la vida nos da lo que nosotros necesitamos, nos guste o no. Yo no sé si estoy de acuerdo con esta afirmación, pero me gusta porque me consuela un poco. Así que de momento, solteros del mundo que estáis en el extranjero, habrá que disfrutar de la libertad y la locura de nuestras vidas, porque lo que estamos viviendo es algo único. Y para los solteros que estén en su país, aun viviendo en un entorno conocido y cómodo, seguro que hay muchas maneras de salir de la rutina y ver más allá del calcetín “perdido” que tanto obsesiona a la humanidad.

TAGS
RELATED POSTS
0 Comments
  1. Responder

    montse

    17 agosto, 2014

    Como siempre me encanta lo que escribes y tus reflexiones .
    No estamos solos,
    Se puede tener pareja y sentirte muy sola ,o estar sola y sentirte muy acompañada,pero todo eso depende de nuestro pensamiento “nada mas”

  2. Responder

    jesusmartinezgarcia

    17 agosto, 2014

    Hay que disfrutar de cada momento de la vida por que como tu misma dices son momentos únicos; más adelante podemos llegar incluso a extrañarlos. jejejej

LEAVE A COMMENT

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a mi blog y recibir los nuevos posts en tu correo.

DESCARGA GRATIS mi guía con los "3 pasos para encontrar tu VOLUNTARIADO ideal"

x

Te regalo mi guía de

3 pasos para encontrar tu voluntariado ideal

  • ​Descubre qué son realmente los voluntariados
  • Encuentra el voluntariado que más se ajusta a ti
  • Viaja por muy poco dinero
x

DESCARGA GRATIS mi guía con los "3 pasos para encontrar tu VOLUNTARIADO ideal"

x

Te regalo mi guía de

3 pasos para encontrar tu voluntariado ideal

  • ​Descubre qué son realmente los voluntariados
  • Encuentra el voluntariado que más se ajusta a ti
  • Viaja por muy poco dinero
x